Thursday, August 07, 2008

La Momia. La tumba del Emperador, de Rob Cohen


La Momia, de la Universal, empezó siendo un homenaje pulp a La Momia de Karloff cruzado con el estilo Indiana Jones. Su sentido del humor inocente, su descaro argumental y unos elaborados efectos especiales la convirtieron no solo en el blockbuster del verano, sino en el germen de una potencial saga. El regreso de la momia no aportó nada nuevo. Era la misma historia con muchas más persecuciones y un montón de fx más. Muy entretenida, sí, pero era como Terroríficamente muertos respecto a Posesión infernal: un más madera que es la guerra.

Luego vino la tontería esa del Rey Escorpión.

Y luego el silencio.

Tras el fiasco de la cagalera de cristal, Rick O'Connell y los suyos vuelven a la carga con unos pocos cambios.

Para empezar, se pasa de la megalomanía simpàtica de Stephen Sommers al ritmo frenético de Rob Cohen. Y cambiamos a la guapa Rachel Weisz por la extremadamente sexual Maria Bello. El escenario varía del Egipto arqueológico a la China post-segunda guerra mundial. Y Brendan Fraser... bueno, Brendan Fraser sigue siendo Brendan Fraser.



Comoquiera que soy incapaz de decir una sola maldad sobre la saga, porque me parece un divertimento sin complejos, seré breve.

La tumba del Emperador es un remake de La Momia trasladado a China. El mismo argumento, diferentes personajes. Donde había mi clon Arnold Vosloo ahora está Jet Li (bueno, un ratillo, la mayor parte del tiempo es un cgi). Donde había las pirámides, ahora la Gran Muralla. Me gusta el cambio, porque otra parte en el valle de los faraones hubiera resultado cansina. Y porque aprovechan para meter a saco todo lo que les suena a chino mitológico, como los guerreros de Xian, los dragones, los templos budistas... Lástima que a Rob Cohen no se le de muy bien esto de dirigir.

Y es que Cohen se cree un Michael Bay sin talento. Para que luego digan del director de Bad boys. Mucho movimiento de cámara, un montaje rapidísimo, muchas cosas en plano... para al final no entender la mitad de lo que se está contando. Afortunadamente se cuenta poco. Se dicen muchas cosas, sí, pero se cuenta poco.



El film es como uno de los libros de Sax Rohmer sobre Fu-Manchú. En cada página sucede algo distinto, se resuelve al pasar la hoja y vuelta a empezar. La historia funciona por acumulación, sin un hilo narrativo definido. Hay persecuciones en coche por Shangai, chicas ninja, magia negra, historias de amor inmortales, escaladas al Himalaya, viajes en avión, batallas entre miles de contendientes... sin un solo segundo de respiro. Pura serie B, basada en clichés e intencionadamente disparatada. Algo no intrínsecamente malo, de hecho a mi me gusta, pero que flojea en algunos puntos.

Los chistes, por ejemplo. La saga tenía un humor blanco, a menudo socarrón, pero apto para todos los públicos. Aquí sigue en la línea pero... no hay chistes graciosos. Son como de trámite. No te ríes. Sabes que es el chiste que toca en una determinada escena, porque sabes en qué momento tiene que entrar el comentario humorístico, pero ves que no funciona. En casi ningún caso.

Además la primera parte, con Fraser y Bello haciendo de acomodados ricachones es la más inverosímil de todas. Más que cuando Jet Li se transforma en dragón sin explicación alguna. Hay escenas, sketches, pretendidamente humorísticos que parecen sacados de un programa infantil de domingo a las ocho de la mañana.



Pero la peli pasa rápida, con un poquitito de vergüenza ajena, pero sin mucho menos la indignación que produjo el último engendro del tándem Lucas/Spielberg. Porque aquí las expectativas eran las que eran y La Momia es honesta, no engaña a nadie. No se sale mucho del mundo creado en las anteriores. A pesar de esos yeti camilleros que aparecen casi al final y que son de risa, o que la ninja y su madre duerman dos mil años en una cueva a las puertas del paraíso (donde seguro que hay extraterrestres guardando relíquias) sin que ello les suponga una contractura lumbar.

Eso sí, plagios a la trilogía de Indiana hay unos cuantos: Club Inmhotep/Club Obi Wan, templo obito/templo emperador dragón, curación shangri-la/curación grial... y suma y sigue.

Película para toda la família, en la línia de las anteriores pero sin mucha chispa (la niña de la fila de enfrente del cine bostezaba como el león de la metro) y facilona, de la que me gusta destacar el montonazo de zombies que hacen aparición hacia el final (zombies happy-meal, se entiende).


6 comments:

SisterBoy said...

Odio las peliculas donde se estan contando chistes todo el rato. Por eso no he visto ninguna de la serie momia y similares

JOAKO said...

Si es que alguna vez la veo sera en la tele.
Mi hijo está creciendo, y se que me tocará ir a ver este tipo de productos, Fui con el a ver "kung fu panda", y me sorprendió, me pareció mejor de lo esperado, pero creo que es una excepción.
Espero tu critica de "Tropa de élite"
Gracias.

Jon Heiner Diaz said...

Yo la esperaré al DVD, pero no nueva, me la compraré previamente vista, esas que sacan casi que regaladas, y es que despues de ver Van Helsing en cine, prometí no ver mas pelis de Sommers y por ahí derecho las de Cohen, por cierto, espero este no sea el hermano tonto de los Cohen.

Y bueno, otro motivo para no verla, es que ya estoy cansado, y no soporto las peliculas que abusan de aquel programa de ordenador que ponen a pelear "setenta y nueve mil novecientos noventa y nueve" muñecos digitales, llamense orcos, momias o soldados imperiales, contra otros "setenta y nueve mil novecientos noventa y ocho" muñecos digitales que pertenecen al bando bueno. A veces la ILM le hace mucho daño a la industria del cine.

Paso de ella, mejor invierto por tercera vez en TDK.

quitus said...

lol, y al hijo que le han "dao pa'" crecer asin de rápido.......será un otro "running gag" (toda la peli es un running gag, puesto que no paran de corre y hacer chistes).......
y la Bello esta de rechupete (aunque esa melena que le han puesto...dan ganas de pillar unas tijeras....)

Pabloshka said...

Horrible pelicula...

mira la Momia dos la encontre entretenida... pera esta no.. No sorprende en ningun momento. los chistes son malos y es mas tediosa que una eucaristia...

Marchelo said...

Buenas Doc, ya estoy de vuelta! A mi me pareció divertida, está claro que tiene mil fallos pero sigue con corrección el espíritu sin pretensiones de la saga.

Saludos!!